Bienvenido

martes, 15 de septiembre de 2009

Reencuentro con Susana

Llegue a casa nada mas terminar de trabajar, pero no tenia las llaves de casa, me las había dejado en la oficina. Así que tuve que tocar al timbre para que me abrieran, pero cual fue mi sorpresa cuando la mujer que me abrió la puerta no era mi pareja sino Susana... si, si esa misma compañera de mi pareja que fuimos con ella a cenar y me dio una grata sorpresa en el baño. Llevaba puesto un vestido azul con rallas blancas, de esos que van cogidos a la parte de atrás de cuello.

- Hola, ¿que tal?- Dijo Susana.

- Bien, y un poco sorprendido, de verte aquí.

Desde el fondo del salón se escucho la voz de mi pareja dar las explicaciones oportunas mientras se acercaba a la puerta también a recibirme.

- Cariño pues nada, esta tarde estuvimos tomando café y la he invitado a casa para enseñársela. También le he dicho que se quede a cenar.

Bueno esto me pillaba totalmente descolocado, puesto que después de nuestro ultimo encuentro no esperaba verla y menos en mi propia casa. Así que les dije que me parecía muy bien la idea. Me fui a duchar mientras las dos chicas preparaban la cena. Cuando salí estaba todo listo y la mesa puesta. Durante la cena noté varias veces como unos pies me acariciaban las piernas y como tenía a las dos chicas sentadas a ambos lados, no quería imaginar quien pudiera ser. Terminados de cenar, mi pareja dijo de tomar unas copas en casa, pero le recordé que no quedaba hielo en el congelador, que se gasto todo con la última visita.

- Bueno pues me llego a comprar una bolsa a la gasolinera y vuelvo enseguida.- se ofreció mi pareja en ir.

Lo que dejaba en un situación realmente morbosa, Susana y yo solos en mi propia casa. Así que nada mas irse mi pareja, ambos nos sentamos en el sofá. Yo evidentemente estaba un poco cortado, se lo lanzado que era ella y eso me cohibia. Pero fue ella la que dijo:

- Bueno voy un momento al baño... creo que me he manchado de vino...

Ella no se habia manchado de vino en absoluto, eso fue una alusión al dia que nos conocimos. Asi que esas palabras se pasearon por mi mente, recordado aquel instante disparando todas mis hormonas. La seguí por el pasillo todo decidido, ella no se percató de mi presencia y cuando estaba entrando al baño fue a cerrar la puerta pero yo la detuve. Me abalance sobre ella y comenzé a besarla. Ella al principio se quedó inmovilizada, no se lo esperaba pero despues nuestras lenguas se entrelazaban y mis manos apretaban fuertemente su culo. La arrime todo lo que pude contra mi cuerpo para que notara mi erección, y también le iba subiendo el vestido desde el culo hacia arriba. Mis manos acaraciaban su culo terso y suave, notaba su tanga blanco. Mientras que sus manos me estaban sacando la camisa. Mis dedos tiraban del hilito de su tanga, e intentaba acceder desde atras a su coñito. Ella intentaba desabrocharme los pantalones, pero cuando mi dedos llego hasta su empapado coño, con ambas manos la separé de mi. Ella se quedó perpleja, pero la cogí y la sente el inodoro. Le separe las piernas y comencé a la lamerle su coñito por encima de su tanga blanco.


Cada lenguetazo que daba, ella soltaba un gemido como si se estuviera corriendo. Mi lengua empababa la parte exterior del tanga mientras su coño lo empapaba por dentro. Ella atinó a colocar una pierna en la bañera y la otra contra el lavabo, dejandome así ambas manos libres para actuar.

Así que separe el tanga a un lado, observé su depiladito y rosado coño, y comenze de nuevo a lamer, succionar y chupar. Ella se mordia los labios, suspiraba, gemia, se tocaba sus enormes pechos. Yo quería que realmente disfrutara, así que le introduje 2 dedos, que no oposieron ninguna resistencia a la hora de entrar en su coño. Como si de una explosión se tratara, ella comenzo a agitarse, ya no gemia ahora gritaba de placer. Mis dedos entraban, salian, jugaban, volvian a entrar y todos mientras yo seguía lamiendole el clitoris. Fue entonces cuando ella me agarró fuertemente de la cabeza y la apretó contra su coño, yo saqué los dedos chorreando de su coño e intente hacer presión sobre su ano y ella dijo :

- MMMMmmmm, ahhhhhhhhhhhhhmsss, por ahi no cabron, ahhhmmms.


Pero yo notaba como su culo se iba abriendo de gusto, como se dilataba y dejaba paso a mi dedo. Instintivamente le metí un dedo en el coño y el otro en el culo. Y entonces fué cuando se puso tensa, aguantó la respiración y solo tu grito de:

- Me corroooooooooooooooooo, no pares !!!! por favor me corro !!!!!

Intente llevar su ritmo con la lengua y ambos dedos, noté como su coño goteaba de placer y se estremecia hasta quedarse relajada...

Yo me puse de pie, la mire y ella todavia tenia esa cara de satisfación dibujada en su rostro. Comenze a bajarme los pantalones, le mostré toda mi polla en su máximo explendor y le dije:

- Susana, esto todavia no ha terminado...

Pero en ese preciso momento, la puerta de la casa se cerró y se escuchó de fondo:

- Buenas, ya he vuelto, ¿no habre tardado mucho?

......

10 comentarios:

♥Anita♥ dijo...

uh! noooooooo......q paso?...que paso???

joder, q situacion!!!

Juliette dijo...

Queremos saber qué fue lo que pasó después.
¿Tal ves un ménage a trois?
Ojalá.

Amante del mar dijo...

Volvera...y sera dueña de tu esplendor...te envolvera en su torbellino de locura...y cuando entres alli...nunca mas querras salir...sera todo un incendio de placer...

fresita dijo...

vaya, vaya uff!!!!si que escribes calienteee!!!!
un saludo

Lunhe dijo...

Te dejas leer, me gusta cómo escribes y eres un experto de los finales adictivos XD

A la espera de un desenlace
Besos.

Lucia dijo...

gracias guapo por tu visita y comentario, tu blog tampoco esta nada mal,jajajjaj seguiremos en contacto, besoss-luzzia

AguadLuna dijo...

Un final a la carta para el lector y si en ese momento la cosa está que arde ya te puedes imaginar que final eróticofestivo que puede tener tu fantástico relato.
Bsos*

sO! dijo...

Guau, me ha encantado tu blog, tanto erotismo y muy hot!!!

Besitos y sera un placer seguirte

Maya Rincón dijo...

mmmmmmmmmmmmmmmmmmmmmm menuda me has puesto :)..

Saludos

Luzzia dijo...

mmmmmm, me puse malisimaaaaaaaa de imaginarmelo, pero por dios que ocurrio.............no nos deje asiiiiii